sábado, 20 de octubre de 2012

Hemos ensuciado por encima de nuestras posibilidades


Si la situación de abandono de una persona se evidencia en su higiene personal, en una sociedad se manifiesta claramente en la limpieza de sus calles. Y nadie puede negar que nuestros pueblos y nuestras ciudades presentan una absoluta falta de cuidados que en algunos casos no sólo es preocupante, es realmente indignante.

Algún político iluminado ya ha sacado a relucir eso de que ‘la gente es muy guarra’. Y posiblemente no le falte razón en buena parte de de los casos. Claro que esto es cuestión de educación (algo que se está dejando de lado). Pero, de forma subsiguiente debería preguntarse si se la crisis nos ha hecho más cerdos ahora, aunque sólo sea por fastidiar al PP, ya que esas mismas calles estaban bastante más limpias tiempo ha. Excesos socialistas y situación (de limpieza) heredada, supongo que serán las manidas justificaciones.

Tampoco estaría de más que se cuestionara y nos respondiera por qué determinadas calles, de determinadas zonas, relucen bastante más que otras. Supongo que será porque allí la gente es menos puerca. O simplemente por qué los contenedores –tanto los de basura como los de elementos de reciclaje- rebosan. ¿Es que consumimos más en crisis o nos hemos vuelto más ecológicos? ¿O que los empleados encargados del servicio son unos antipatriotas que no quieren sacrificarse en pro de la promoción y salvaguarda de la imagen de España? No creo que vayan por ahí los tiros, sinceramente.

Y mientras que algún otro mandatario ya está proponiendo ‘sotto voce’ –hasta que pasan las elecciones, que entonces comenzará a chillarlo a voz en grito- emplear a los parados –a los que cobran el desempleo, claro está- para limpiar las calles que ‘enguarrinamos’, a mí solamente se me ocurre pensar en que hemos ensuciado por encima de nuestras posibilidades.

PD: La imagen que acompaña a este post se corresponde a una situación de huelga que debería ser excepcional… aunque comienza a ser desgraciadamente habitual.

No hay comentarios:

Publicar un comentario